Una obra de José Carpena recoge la historia de la construcción de la Basílica de la Purísima

3
libro basílica purísima
José Soriano y Francisco Carpena.

Primera obra que recopila una gran y variada información sobre el edificio que es el símbolo de Yecla. Con el título “Una suma de voluntades. La construcción de la Basílica de la Purísima de Yecla (1772-1868)” se ha presentado el libro realizado por el investigador yeclano Francisco José Carpena Chinchilla y editado por el Centro de Estudios Locales de Yecla y norte de Murcia.

En sus más de trescientas páginas, la obra recoge la historia de la construcción de la Basílica de la Purísima de Yecla, desde los antecedentes hasta su consagración en 1868. 

Fue sobre la década de 1770 cuando los vecinos se plantearon la necesidad de tener un edificio religioso de mayor tamaño que los existentes entonces. “Yecla creció mucho y entonces la religión era algo prioritario. No se podía explicar que los vecinos no pudieran ir a los oficios religiosos de forma conjunta por falta de un gran templo”, explica el Carpena.

Una de las conclusiones de la obra es que el edificio fue el resultado de una voluntad colectiva de los vecinos que decidieron construir la Basílica con su dinero y las aportaciones de la llamada “fábrica de la iglesia”, que eran los diferentes negocios que tenía la iglesia católica en ese momento. Pero fue insuficiente, y el Consejo de Castilla obligó al Deán y Cabildo de la Catedral de Murcia a que aportara dinero para sufragar la construcción. “Al proyecto le faltó dinero y se fue desnaturalizando respecto al proyecto inicial”.

libro basílica de la purísima

Los vecinos querían que el nuevo templo se situara en un sitio más accesible que la Iglesia Vieja. “Se compraron cinco casas en el solar donde se levanta el edificio y no se sabe el porqué se dejó en un rincón una pequeña casa sin comprar que ahora es un bloque de edificios”.

El presidente del Centro de Estudios Locales, José Soriano ha prologado el libro que aporta algunos hechos novedosos. “No se conocen los planos aunque los hubo. Hay un documento en el libro que explica que el primer plano fue elaborado por Baltasar Canestro y probablemente otro arquitecto. Hasta ahora se pensaba que era José López el que los elaboró pero no es cierto. José López cobró 14 reales el día que trabajaba”.   

 

La primera piedra se colocó en octubre de 1775 y apenas dos años después se paralizó debido a que un maestro de obra aseguró que la obra se está haciendo mal. Luego hubo otros inicios y paradas en las obras y en 1804 se abandonó por problemas económicos. En 1856 el Obispo de Cartagena da un impulso notable al proyecto hasta la consagración en 1868 de un edificio inacabado por la falta de recursos. 

Es imposible saber el dinero que se invirtió en levantar ese gran edificio pero “solo en herencias desde 1856-1868 recibió más de un 1 millón de reales para las obras”, explica el autor del libro.

Una publicación que se complementa con un amplio capítulo biográfico sobre los personajes que, de una u otra forma, estuvieron vinculados al largo proceso de construcción de este edificio, que define desde su culminación el paisaje urbano de Yecla.


 

3 COMENTARIOS

  1. Las palabras de Gil Robles después del asesinato de Calvo sotelo en julio del 1936.
    Las Cortes Españolas “Sé que vais a hacer una política de exterminio de todo lo que signifique derechas. Os engañáis profundamente. Cuanto mayor sea la violencia, mayor será la reacción; por cada uno de los muertos, surgirá otro combatiente…, vosotros, que estáis fraguando la violencia, seréis las primeras víctimas de ella…, dentro de poco vosotros seréis en España el Gobierno del Frente Popular del hambre y de la miseria, como ahora lo sois de la vergüenza, del fango y de la sangre. Nada más”.

  2. ¿Que paso el 13 de mayo del 1936 cuando el alcalde de Yecla de aquel entonces decidió convertir la Basílica en mercado? miles de Yeclanos huyen en esos días del municipio, aterrados por el miedo y el anarquismo que se instaló en el pueblo…

    «ESTA ES LA MEMORIA HISTÓRICA QUE NO QUIEREN CONTARNOS LOS SOCIALISTAS»

    • A todo esto vino Franco y el tuerto de Millán Astray dando panes bendito y magdalenas. «Por eso las cunetas de España están llenas de republicanos muertos por indigestión».
      La división azul fue para ayudar a los pobres nazis «amigos de los judíos». Su máxima que no pasaran frío y los metían en hornos crematorios.
      Trágicos momentos de la historia de España y de Europa. De ahí sacar la enseñanza de que los radicalismos y el fanatismo hay que desterrarlo. De uno y otro lado.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor introduce tu comentario
Por favor introduce tu nombre aquí