.
❄️ miércoles 01 febrero 2023

Salvemos el Arabí denuncia el abandono de cuatro millones de lechugas

Publicidad Baner publicitario de exposición de muebles y decoración en Yecla Murcia

De nuevo se repite la misma escena en Yecla: abandono masivo de cultivos intensivos sobre unos acuíferos cada vez más sobreexplotados. Según denuncia la plataforma Salvemos el Arabí, en esta ocasión se trata del abandono de unos cuatro millones de lechugas en el paraje Umbría del Factor. Estos cultivos beben del acuífero Cingla, cuyo balance anual negativo es de 13 hm3, es decir, que se vacía cada año, según datos oficiales, 13 millones de metros cúbicos de agua.

“Llevamos ya más de cuatro años denunciando estos hechos y exigiendo una solución a las administraciones, cuyos políticos al frente no hacen otra cosa que dar largas”, señalaba Alejandro Ortuño, portavoz de la plataforma. “Recuerdo en 2018 cuando Marcos Ortuño, entonces alcalde de Yecla, y hoy día actual consejero de Presidencia, y Jesús Verdú, concejal de Agua y Medio Ambiente antes y ahora, se comprometieron con sus declaraciones a trasladar esta problemática a la empresa redactora del nuevo plan de ordenación para estudiar todas las vías legales para proteger nuestro municipio de esta sangría. Digo yo que cuatro años dan para mucho, pero a día de hoy desconocemos si hay algo en el nuevo plan que sirva para protegernos del expolio de los cultivos intensivos”, lamenta el portavoz.

Reparto de competencias

Cabe recordar que las competencias están repartidas entre instituciones de diferentes niveles, con lo cual la pelota va de un tejado a otro. Las competencias de agua las tiene el Estado, a través de la Confederación Hidrográfica del Segura (CHS). La competencia en agricultura la tiene la Comunidad Autónoma, a través del gobierno regional. Y al final, las competencias municipales las tiene el Ayuntamiento, con capacidad para ordenar su término municipal de la forma que considere más adecuada para sus vecinos.

“Ya sabemos lo que van a decir todos: que ellos no tienen competencias, ni unos ni otros… Es vergonzoso y patético que nadie haga nada para solucionar esto; digo yo que alguien tendrá competencias, ¿no? Si no, ¿para qué están? Que dimitan todos”, ironiza Ortuño. “Todo el mundo en Yecla está en contra de estos cultivos intensivos que están agotando nuestros acuíferos, ¿quién puede estar de acuerdo en que unas empresas de fuera vengan a despilfarrar el agua de nuestros hijos y nietos?”, remarcaba.

cuatro millones lechugas

«Premian a quien gasta más agua»

Mientras los responsables políticos no dan una solución al conflicto, las empresas de cultivos intensivos siguen vaciando cada vez más y a un ritmo mayor los acuíferos, planificando la construcción de nuevas y más grandes balsas de almacenamiento de agua, y pidiendo a los socios de las comunidades de regantes que gasten más agua (que no necesitan), para que, cuando vengan los recortes, quede un porcentaje mayor de la concesión. “Es el mundo al revés”, explicaba Alejandro Ortuño. “Van a premiar a los que más gastan y van a castigar a los que menos. Al final, los pequeños agricultores no podrán pagar el agua, aunque sus cultivos sean más sostenibles, y las grandes empresas de intensivos se harán los dueños de todas las tierras y todos los derechos de riego”.

El motivo por el que se abandonan cuatro millones de lechugas después de haberlas cultivado sigue siendo un misterio inexplicable. «Sin embargo, la principal evidencia que se desprende de todo este despilfarro desenfrenado es que es un sistema absolutamente ineficiente e insostenible, que consume recursos naturales a un ritmo frenético (agua, suelos y energía), que produce excedentes que acaban siendo destruidos o eliminados, y que la maquinaria político-administrativa es cómplice, lo permite y forma parte del sistema. En el mejor de los casos, acaba siendo pasto para el ganado. Aun así, mientras los bancos de alimentos están vacíos, aquí se cultiva para tirar», concluyen desde la Plataforma.

Publicidad Baner publicitario de exposición de muebles y decoración en Yecla Murcia

De nuevo se repite la misma escena en Yecla: abandono masivo de cultivos intensivos sobre unos acuíferos cada vez más sobreexplotados. Según denuncia la plataforma Salvemos el Arabí, en esta ocasión se trata del abandono de unos cuatro millones de lechugas en el paraje Umbría del Factor. Estos cultivos beben del acuífero Cingla, cuyo balance anual negativo es de 13 hm3, es decir, que se vacía cada año, según datos oficiales, 13 millones de metros cúbicos de agua.

“Llevamos ya más de cuatro años denunciando estos hechos y exigiendo una solución a las administraciones, cuyos políticos al frente no hacen otra cosa que dar largas”, señalaba Alejandro Ortuño, portavoz de la plataforma. “Recuerdo en 2018 cuando Marcos Ortuño, entonces alcalde de Yecla, y hoy día actual consejero de Presidencia, y Jesús Verdú, concejal de Agua y Medio Ambiente antes y ahora, se comprometieron con sus declaraciones a trasladar esta problemática a la empresa redactora del nuevo plan de ordenación para estudiar todas las vías legales para proteger nuestro municipio de esta sangría. Digo yo que cuatro años dan para mucho, pero a día de hoy desconocemos si hay algo en el nuevo plan que sirva para protegernos del expolio de los cultivos intensivos”, lamenta el portavoz.

Reparto de competencias

Cabe recordar que las competencias están repartidas entre instituciones de diferentes niveles, con lo cual la pelota va de un tejado a otro. Las competencias de agua las tiene el Estado, a través de la Confederación Hidrográfica del Segura (CHS). La competencia en agricultura la tiene la Comunidad Autónoma, a través del gobierno regional. Y al final, las competencias municipales las tiene el Ayuntamiento, con capacidad para ordenar su término municipal de la forma que considere más adecuada para sus vecinos.

“Ya sabemos lo que van a decir todos: que ellos no tienen competencias, ni unos ni otros… Es vergonzoso y patético que nadie haga nada para solucionar esto; digo yo que alguien tendrá competencias, ¿no? Si no, ¿para qué están? Que dimitan todos”, ironiza Ortuño. “Todo el mundo en Yecla está en contra de estos cultivos intensivos que están agotando nuestros acuíferos, ¿quién puede estar de acuerdo en que unas empresas de fuera vengan a despilfarrar el agua de nuestros hijos y nietos?”, remarcaba.

cuatro millones lechugas

«Premian a quien gasta más agua»

Mientras los responsables políticos no dan una solución al conflicto, las empresas de cultivos intensivos siguen vaciando cada vez más y a un ritmo mayor los acuíferos, planificando la construcción de nuevas y más grandes balsas de almacenamiento de agua, y pidiendo a los socios de las comunidades de regantes que gasten más agua (que no necesitan), para que, cuando vengan los recortes, quede un porcentaje mayor de la concesión. “Es el mundo al revés”, explicaba Alejandro Ortuño. “Van a premiar a los que más gastan y van a castigar a los que menos. Al final, los pequeños agricultores no podrán pagar el agua, aunque sus cultivos sean más sostenibles, y las grandes empresas de intensivos se harán los dueños de todas las tierras y todos los derechos de riego”.

El motivo por el que se abandonan cuatro millones de lechugas después de haberlas cultivado sigue siendo un misterio inexplicable. «Sin embargo, la principal evidencia que se desprende de todo este despilfarro desenfrenado es que es un sistema absolutamente ineficiente e insostenible, que consume recursos naturales a un ritmo frenético (agua, suelos y energía), que produce excedentes que acaban siendo destruidos o eliminados, y que la maquinaria político-administrativa es cómplice, lo permite y forma parte del sistema. En el mejor de los casos, acaba siendo pasto para el ganado. Aun así, mientras los bancos de alimentos están vacíos, aquí se cultiva para tirar», concluyen desde la Plataforma.

uscríbete EPY

¿Quieres añadir un nuevo comentario?

Hazte EPY Premium, es gratuito.

Hazte Premium

7 Comentarios

  1. CAMILA te hago un resumen: No sabes explicar la política. Un corta y pega de TV13 la televisión facha. Así estás tú, sonao.

    Feijooo se vuelve a Galicia visto ante el escaso éxito que tiene. Buscan al de Cieza, el de los huesos de oliva, pero dice que se ha hecho emprendedor que busquen a Casado que sigue en el paro.
    De otra parte SantiVago dicen que lo han visto cogiendo luchas del «agro-poder» los presuntos amiguetes de López Miras, que apenas le cunde a causa de no haber domado el espinazo en su vida.
    A la alcaldesa la han visto discutiendo con el «susurrador de besos» por motivo de que la tienen de «adorno político» sin que sus demandas tengan eco en el Gobierno regional de López Miras.
    El «susurrador» le ha propuesto que en la campaña electoral no hable del Hospital, de la carretera de Villena, de la sobre-explotación de los acuíferos, del hacer de los marranos… de esto nada, chito, solo decir si los yeclanos/as quieren COMUNISMO O BARES. Ya veo el polideportivo lleno gritando todos, bares, bares, bares… o muerte. El éxito lo tienen asegurado.
    Esta es la política del PP y su aliado BOX,S.A. Lo de SA es porque funcionan como empresa unos trabajan otros se llevan el beneficio.

  2. Cuatro millones de lechugas abandonadas… Otras denunciamos el abandono al que nos somete Irene Montero (esa que es o era la pareja de un tal Pablo Iglesias, que seguro que no la ayudó en nada a ser ministra, que se lo ganó por ser cajera en el sarturn) liberando o minimizando la pena de los agresores sexuales por hipócrita, soberbia y totalitaria al no querer escuchar la opinión de los profesionales de la ley e inventarse una ley fascista y totalitaria para imponer su ideología a la sociedad. A las mujeres de bien las lechugas no nos importan mucho, nos importa que quienes nos agreden vaya a la cárcel y se pudran allí, pero ni a Irene Montero, ni a Podemos (ni al mediocre de Copernicus), ni a podemos les importa eso mucho, ell@s solo quieren echar mierda y enturbiar todo para pescar en rio revuelto. Las mujeres fuertes estamos hartas de defendernos por nosotras solas y no necesitamos que ningún/na fascistas como Irene Montero, como Pablo Iglesias, como Podemos (o como el mediocre, mal hablado, vulgar y agresor verbal – a quienes no piensan como él-de Copernicus) venga a defendernos; siempre hemos estado más o menos solas (casi, muchos -incluso muchos «fascistas» de vox- nos han ayudado) y somos fuertes, y no necesitamos que una sin ninguna experiencia (salvo ser cajera del saturn y estar en el sito justo en el momento adecuado) pero con mucha soberbia, fanatismo, odio, hipocresía y totalitarismo como Irene Montero (o Pablo Iglesias, o podemos, -o el fanático odiador de copernicus- ) venga a defendernos; somos fuertes y no necesitamos a ningún/a salvapatrias (o salvamujeres) que nos traicione a las primeras de cambio (o de Ley del solo sí es sí) para imponernos su moral y su ideología que nos quiere convertir en enemigas de los hombres…. Mi dos mejores amigos son hombre, y no son violadores, ni agresores, ni asesinos, aunque a Irene Montero ( o a Pablo Iglesias, o a Podemos -o al totalitario, fanático y fascista de Copernicus-) les gustaría que fuere así. Viva la libertad, viva la igualdad, viva el entendimiento y la convivencia, viva la paz y el bienestar entre todos. Abajo los tribunales de excepción, abajo el totalitarismo hembrista, abajo el fascismo que quiere criminalizar a la mitad de la sociedad, abajo el enfrentamiento y el odio de género; ¿Qué hay violadores y agresores sexuales?, sí, los hay, pero que se pudran en la cárcel, en contra de lo que, a la vista de la prensa, está consiguiendo la ley de podemos y de irene montero, viva la igualdad, la convivencia, el entendimiento y la sonrisa sin odio, en contra de lo que promulgan Irene montero, pablo iglesias, podemos (y a un nivel más pobre y mediocre, fanático, odiador y vulgar nuestro copernicus)

  3. El mismo con otra cuenta. Estos tipos no son de los tiempos de la imaginación al poder.
    He visto una foto en una red social donde aparece López Miras reunido con el «agro-poder» todos muy amistosos, hablaban de agua, trasvase…
    El agua y los nutrientes químicos son la llave para amasar inmensas fortunas a costa de degradarlo todo.
    El «agro-poder» es el mayor lobby empresarial agrario de la región antes incluso que los del juego, controla al poder politico, preguntar a Miras, y a otros poderes.
    Les da igual los pozos ilegales, que perjudiquen a la agricultura tradicional…es el capitalismo más descarnado dónde todo está superditado a crear grandes fortunas a costa de lo que sea.
    Se cargaron el Mar Menor…y? No pasa nada, el poder del dinero lo compra todo y más si se hace sobre una población adormecida.
    Pero estas plataformas como Salvemos el Arabí, grupos ecologistas…hacen y tienen un papel importantísimo.
    Gracias otra vez SEA.

  4. Totalmente de acuerdo con Copernicus. Menos mal que existen este tipo de plataformas independientes, que no están regadas con el dinero de la banca y grandes empresas como si lo estan todos los partidos politicos. Desde luego que si no fuera por este tipo de plataformas, todos estos temas quedarian en el olvido. Vista la pasividad de los partidos politicos en Yecla, Cartagena, Mar Menor etc… donde se producen todos estos atropellos, hay que apoyar a la Plataforma Arabi.

  5. El otro fascista de guardia AVATAR, el mismo, tiene varias cuentas.
    Poner atención en el deterioro mental y el adoctrinamiento de AVATAR.
    Se puede medir en que no dice nada de las lechugas ni del agua. Para AVATAR la noticia que plantea la Plataforma de SALVEMOS EL ARABI se la trae al fresco.

    Estos patriotas de las banderitas, como AVATAR, les importa un pimiento, bueno, una lechuga que a YECLA le ROBEN EL AGUA de forma descarada.
    SEA nuevamente GRACIAS.

  6. La culpa de López Miras, de feijoo, de las eléctricas, de los bancos, de vox, de los transfugas y del pp. Y la culpa de que los delincuentes sexuales estén viendo reducidas sus penas es de los jueces (tengo que lanzar balones fuera, a ver si engaño a alguien y no se dan cuenta que la culpa es de nosotros, los de podemos)

  7. Brutal noticia que salió en prensa creo que ayer. Ya estoy en Santa Pola la cobertura no es la ideal y por lo tanto solo unas pinceladas. Ya otros acaban el cuadro a partir de que lo inicio.

    Dos cosas: La primera y más importante darle las gracias y poner en valor el trabajo de la PLATAFORMA SALVEMOS EL ARABÍ. Sin su participación estas cosas quedarían en el anonimato. Al menos conocemos el «atentado ecológico» a que está sometida esta Comarca en materia hídrica, por unas empresas forasteras que, para que se entienda, vienen a «ROBARNOS EL AGUA» y a degradar las tierras.
    La otra. Retener el dato de la vergüenza. Balance anual negativo de 13 millones de metros cúbicos de agua en el acuífero. Y piden a los socios de las comunidades de regantes que gasten más agua, aún sin necesitarla, para justificar necesidades (ficticias) para cuando hayan recortes.

    Felices fiestas, aunque estas cosas la empañan bastante.

- Publicidad -
- Publicidad -

Sondeo de OPINIÓN
ÚLTIMO

Servicios

Demanda empleo Oferta empleo
Compra Venta
Canal inmobiliario Farmacia
Teléfono interes Autobuses