Los cacos retoman los asaltos a casas de campo

2
robos casas campo cacos
Los ladrones reventaron uno de los cristales de las ventanas para entrar en la vivienda.

Los cacos han vuelto. De nuevo los vecinos de las casas de campo diseminadas por el término municipal de Yecla sienten preocupación porque los amigos de lo ajeno han vuelto a actuar. Al menos dos chalets han sido asaltados durante los últimos días en el término municipal de Yecla ante la indignación de los vecinos que siguen reclamando más medidas de seguridad.

El último de los asaltos ocurrió hace escasamente una semana a plena luz del día. Los ladrones entraron rompiendo los cristales de una ventana y se llevaron todo tipo objetos de valor como joyas, ordenadores, dinero y provocaron destrozos en la vivienda situada en el paraje del Lentiscar, a unos 3 kilómetros del casco urbano de Yecla.

La vivienda tenía un sistema de alarma que alertó a los servicios de emergencia pero cuando los agentes llegaron, unos 15 minutos después, los asaltantes ya habían huido con el botín, según explican los afectados.

En la vivienda había cámaras de seguridad que pudieron grabar a dos cacos, ataviados con  pasamontañas para que no se les pudiera identificar, según comentan las mismas fuentes.

robos casas de campo cacos
La puerta de la vivienda reventada.

“La gente está muy indignada. Reclamamos de nuevo las cámaras de seguridad que pedimos hace más de seis meses al ayuntamiento. Nos dijeron que lo estaban estudiando cuando eran las elecciones municipales pero no hay respuesta. Van a sacar un máster en videovigilancia por tantos estudios previos que necesitan para ponerlas”, explica la portavoz de este colectivo vecinal de los parajes de Lentiscar y Pujola, Magdalena Rico.

Los vecinos insisten en que las cámaras permitirían, por lo menos, identificar los vehículos que son utilizados por los cacos y también que las cámaras sirvan como método intimidatorio. “Hasta ahora han asaltado las viviendas cuando no hay nadie dentro pero un día lo harán con moradores en el interior de las casas y puede ocurrir una desgracia. El ambiente está muy caldeado y es desolador tener que estar así porque queremos vivir  tranquilos en nuestras casas”. 

Por ello, solicitan protección por parte de las fuerzas de orden, tanto al ayuntamiento como al Delegado del Gobierno. Y piden de nuevo que el ayuntamiento de Yecla instale cámaras de videovigilancia en los caminos.

Al respecto de las cámaras, el alcalde de Yecla, Marcos Ortuño, ha asegurado que “es una prioridad para nosotros”. Ortuño ha confirmado que está lista la partida presupuestaria y que falta comenzar el proceso de licitación ya que la cuantía económica del contrato obliga a realizarlo mediante un concurso. No ha dado una fecha para la puesta en marcha de las cámaras de seguridad en algunos puntos de término municipal pero asegura que la Delegación del Gobierno ha dado el visto bueno y que está redactado el pliego de condiciones para empezar el proceso de adjudicación.

La Guardia Civil se ha ido

Los vecinos temen que “empiece otra vez la campaña de robos” con la llegada del frío en las zonas del término municipal que durante los primeros meses del año sufrieron un incremento de los robos que provocó que Yecla fuera la localidad de España, de más de 30.000 habitantes, con un mayor aumento de los delitos.

Las estadísticas del Ministerio del Interior arrojaron que los robos con fuerza en domicilios, establecimientos y otras instalaciones tuvieron en Yecla un incremento del 68,8% con 27 casos contabilizados en los primeros cuatros meses del año. Los robos con fuerza en viviendas sumaron un 50% más de casos denunciados con 18 robos contabilizados.

En esos datos no se tuvieron en cuenta los casos registrados en abril y mayo. 

Fue precisamente durante la primavera cuando aumentó la vigilancia de la Guardia Civil con la presencia de agentes de la unidad Lince que realizaron numerosos controles en las zonas de acceso de las casas de campo. Pero, la presencia de esos cuerpos de vigilancia ha desaparecido ante la disminución de los casos de robo durante el pasado verano.

“Ya no se ven los controles de la Guardia Civil. Se calmó la cosa pero no detuvieron a los que habían estado robando”, asegura Magdalena Rico.

Mientras tanto, los cacos han vuelto a actuar.


 

2 COMENTARIOS

  1. Aún se sige esperando más patrullas de la Guardia Civil ,que según el alluntamiento y la Junta de seguridad iban a establecer en el pueblo .segimos esperando .ya sabia yo lo que se nos benia a los residentes en los campos volver a estar inseguros al irte a travajar y ellos tan tranquilos haora volverán a hacer el paripé en alguna reunión y segimos en lo mismo .Que pena que da este alluntamiento Dios mío .Pero lo relmentw preocupante es que esa inseguridad la padecemos los ciudadanos que vivimos en los diseminados .pronto tendrán que salir las patrullas vecinales por que si tenemos que esperar a que está panda de irresponsables cuiden de nuestrascasas la llevamos clara.

  2. Estaban tardando. Los cacos en Yecla son como el Guadiana, aparece y desaparecen, el caudal sigue cuándo es visible y cuándo no. Metáfora.
    Aparece en periodo electoral y desaparece apenas cierran los colegios electorales.
    Agitar malos augurios (desempleo, inseguridad ciudadana…) dicen que es rentable para los partidos conservadores (derecha y extrema idem) de ahí que a nivel publicitario lo aireen cuanto ven que las urnas se van a poner.
    Enseguida la Junta de Seguridad se reunirá rueda de prensa…y todo eso.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor introduce tu comentario
Por favor introduce tu nombre aquí