Final atronador de la primera parte de las Fiestas

0
1.449 visitas

La procesión en el día de la Inmaculada tuvo una gran carga de intensidad y emoción. La imagen de la Virgen del Castillo pudo verse por el centro de la ciudad entre el humo y el sonido de los arcabuces que abrían paso al trono de la Virgen adornado con miles de flores que el día antes habían dejado los vecinos en la ofrenda floral.

Fue una noche en la que el viento apenas hizo acto de presencia por lo que la nube de pólvora creo una ambiente especial en la procesión con María Inmaculada cerrando la larga marcha que comenzó por la tarde y terminó ya bien entrada la noche. Al final, el Mayordomo de la Bandera, Narciso Botía, jugó con todas sus fuerzas la insignia desde la calle San Francisco hasta llegara a la puerta de la Basílica escoltado por el capital, José María Martínez que puso el principio y el final de la atronadora arca cerrada.

[ot-caption title=»» url=»https://elperiodicodeyecla.com/wp-content/uploads/2015/12/procesion10.jpg»]

[ot-caption title=»» url=»https://elperiodicodeyecla.com/wp-content/uploads/2015/12/procesion9.jpg»]

Unas veces de rodillas, otras de pie, el Mayordomo comenzó su juego a las 10 de la noche y lo terminó a las 10.40 en las puertas de la Basílica. Botía cumplió con uno de los momentos más complicados de su labor como es jugar la insignia durante un recorrido tan lago, el mayor de todos los que afronta en las celebraciones, de espaldas al sentido de la marcha, a veces de rodillas y en una pendiente que tiende a subir.

[ot-caption title=»» url=»https://elperiodicodeyecla.com/wp-content/uploads/2015/12/procesion3.jpg»]

[ot-caption title=»» url=»https://elperiodicodeyecla.com/wp-content/uploads/2015/12/procesion1.jpg»]



Acompañando la entrada de la Virgen y el juego de la bandera,  centenares de arcabuceros de la compañía Martín Soriano Zaplana que quemaron la pólvora al pasar de la imagen de la Patrona en su trono por los alrededores de la Basílica. La oscuridad de la noche, junto con la cortina de humo que creó al pólvora, hacían del momento algo especial con el contrate de la oscuridad y el fuego que salía de esos arcabuces.

[ot-caption title=»» url=»https://elperiodicodeyecla.com/wp-content/uploads/2015/12/procesion.jpg»]

[ot-caption title=»» url=»https://elperiodicodeyecla.com/wp-content/uploads/2015/12/procesion4.jpg»]

Muchos amantes de las fiestas aseguran que ese es sin duda uno de los momentos más mágicos de los que se desarrollan dentro de estas centenarias tradiciones. No obstante, pese a las dificultades para poder ver de cerca el juego de la bandera a los pies de la imagen de la Virgen del Castillo, son centenares de personas las que se intentan cada año hacerse paso para verlo en primera persona. Y este año ha continuado la tradición de estar junto a la Patrona. Unos fuera, en medio de los tiros. Otros dentro, esperando la llegada de la imagen.

Todas esas personas y muchas más terminaron la procesión de la Virgen del Castillo cuando la imagen se situó a los pies del altar y empezó el himno de la Virgen del Castillo cantado por los presentes en la basílica.

[ot-caption title=»» url=»https://elperiodicodeyecla.com/wp-content/uploads/2015/12/procesion8.jpg»][ot-caption title=»» url=»https://elperiodicodeyecla.com/wp-content/uploads/2015/12/procesion6.jpg»]

Clavarios

La jornada de ayer comenzó por la mañana con el oficio religioso que se desarrolla en honor a la Virgen del Castillo.

Después, las distintas escuadras comenzaron el recorrido hasta la plaza Concejal Sebastián Pérez donde la comitiva oficial, con los Mayordomos y Pajes, se situaron a las proximidades de la Iglesia Vieja donde se procedió a la designación oficial de Clavarios.

[ot-caption title=»» url=»https://elperiodicodeyecla.com/wp-content/uploads/2015/12/clava7.jpg»]

[ot-caption title=»» url=»https://elperiodicodeyecla.com/wp-content/uploads/2015/12/clava1.jpg»]

Allí, el Clavario del Bastón, Francisco Sánchez, y el Clavario de la Bandera, Francisco Baello, accedieron oficialmente a sus cargos tras aceptar sus responsabilidades actuales y las próximas que le llegarán cuando sean Mayordomos en apenas unos días, cuando terminen las Fiestas Patronales.

[ot-caption title=»» url=»https://elperiodicodeyecla.com/wp-content/uploads/2015/12/clava4.jpg»]

[ot-caption title=»» url=»https://elperiodicodeyecla.com/wp-content/uploads/2015/12/clava3.jpg»]

Fue el presidente de la Asociación de Mayordomos, José Francisco Puche, el encargado de imponerles sus distinciones de Clavarios de las Fiestas Patronales. La emoción del momento se notó en ambos clavarios, aunque el de la Bandera, Francisco Baello, no pudo contener las lágrimas cuando sus compañeros de la escuadra Virgen del Castillo y varios amigos se lanzaron a abrazarle.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor introduce tu comentario
Por favor introduce tu nombre aquí