El pleno aprueba estudiar una salida al actual contrato del agua

3
pleno del ayuntamiento de Yecla

Lleva 44 años en vigor y no está claro que se haga uno nuevo, diferente y acorde a los tiempos actuales. Nos referimos al contrato del servicio de agua potable de la ciudad de Yecla. Firmado a mitad de la década de los años setenta, la entonces empresa llamada Sogesur, ahora Aqualia, se hizo con una concesión otorgada por el último gobierno municipal de la dictadura. 

De nuevo termina la enésima prórroga que se firmó en 2016 para los siguientes cuatro años. Ahora el pleno ha dado el visto bueno a una propuesta del PSOE para que se cree una comisión que dé una salida a este laberinto. El gobierno municipal ha asegurado reiteradamente que el actual contrato permite mantener bajo el precio del agua que pagan los vecinos, pero a cambio el sistema de suministro de agua necesita inversiones millonarias a las que no está comprometida la empresa concesionaria. 

Los socialistas quieren debatir el asunto y optan por la creación de una empresa mixta público-privada. Ese es un planteamiento. PP y PSOE están de acuerdo en lo de la comisión. IU y Ciudadanos quieren ya que se saque adelante un nuevo contrato. 

Ese fue uno de los puntos destacados del pleno celebrado esta pasada noche que inauguró el curso político municipal. Una sesión en la que quedaron aparcados dos mociones. Una de Izquierda Unida sobre la protección del Monte Arabí ante el inicio del proceso para construir varios parque solares en las proximidades. Y la otra de Ciudadanos sobre cómo el ayuntamiento puede ayudar a las familias en el tema de la conciliación en un momento como el actual debido a la pandemia.

En ambos puntos el PP se mostró abierto a dialogar sobre cómo resolverlos, pero antes querían tratar con los técnicos municipales y ver los recursos disponibles. 

El debate político

El punto más debatido de la noche fue la propuesta política que llevó el equipo de gobierno sobre la intención del gobierno central de recaudar el dinero de los remanentes positivos de tesorería de los ayuntamientos. Entre ellos el de Yecla, al que le corresponde la entrega de 3,8 millones de euros al Ministerio de Hacienda.

El debate se calentó y bastante. El propio alcalde, Marcos Ortuño, habló de “expolio” por parte del gobierno de Pedro Sánchez. 

Mientras, los grupos de la oposición votaron en contra de la moción explicando que se trata de un asunto nacional sobre una ley que aprobó el anterior gobierno del PP de Mariano Rajoy.

El PP sacó adelante su moción política ante la queja de los grupos de la oposición.


 

3 COMENTARIOS

  1. Que yo sepa, entregar el sobrante no es obligatorio para el Ayuntamiento.
    Que yo sepa, de lo que se trata de que si tienes un dinero se lo prestes (si quieres) al Estado, y por ese prestamo el Ayuntamiento de Yecla se beneficiará en el futuro de unas ayudas que no tendrá sino presta el dinero sobrante al Estado.
    Que yo sepa, es una manera de financiar la situacion creada por el Covid-19 sin tener que acudir a los prestamos de los Bancos.

  2. El ayuntamiento de Yecla tiene una deuda actual aproximada de 15.000.000€ y Marcos llama expolio a la entrega al Estado de 3,8 millones de remanente en base a una Ley aprobada por su amigo Rajoy.
    Pa meá y no echá gota.
    Disfruten lo votado

  3. En mi opinión el «remanente» nunca ha existido. Son partidas que presupuestan a sabiendas que no la van a ejecutar y ya tienen la propaganda gratis de que tenemos sobrante.
    Ahora le piden un sobrante que es ficticio y claro «nuestro líder local» empieza a parecerse a su jefe Casado, que pierde los papeles llegando a las mala formas. Todo esto sin entrar en una ley de Rajoy.
    Ahora tener que abonar un sobrante que es «contable» ya veremos como se las arreglan.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor introduce tu comentario
Por favor introduce tu nombre aquí