Yecla, año 2060: Crónicas desde el futuro

9
dioses del futuro
En el 2060, la religión Protestante adora a Jesucristo, Thunberg y Lenin. Foto: Juan Miguel Ortuño

Hola, soy Teo Carpena, tengo 112 años, sobreviví al COVID-19 y gozo de una salud envidiable. Por cierto, vivo en el año 2060.

Hace unos días escribí a elperiodicodeyecla.com, en septiembre de 2020, para comentarles que tengo la opción de viajar en el tiempo. Así que me han pedido que haga una crónica de nuestra vida en el futuro. Y es que gracias a las famosas vacunas del COVID-19 y su chip milagroso, todo ha cambiado mucho; hemos rejuvenecido y no enfermamos jamás.

España ya no se llama así, ahora es la República Federal, Liberal y Democrática de la Península Ibérica; la preside doña Leonor de Borbón, elegida por sufragio universal con mayoría absoluta cada cuatro años.

Gracias al chip de la vacuna que nos inyectaron en 2021, cuando queremos escuchar música solo tenemos que pensar en una canción conocida y esta suena en nuestro interior con una definición de matices que parece que tienes a los músicos dentro.

Y si quieres escuchar novedades o descubrir nuevas melodías, solo tienes que pensar la referencia ”Sugerencias musicales” y suenan según tus gustos en tu gramófono particular interno. Pero además puedes cambiar de gustos; para ello piensas la referencia: “Modificación de gustos musicales” y entonces suena una selección variada de melodías para que puedas elegir. Eso sí, entre una canción y otra suenan mensajes de la presidenta de la República y anuncios publicitarios.

«¡Todo va bien, requetebién!» es uno de los mensajes habituales.

Cuando quieres comunicarte con algún amigo o familiar solo tienes que pensar en él; no necesitas decir ni siquiera su nombre, porque tu chip milagroso sabe todo lo que te gusta y todo lo que deseas. La vida es muy cómoda. Ya no existen preocupaciones graves, te relajas y el implante te estimula. Si quieres hablar con un familiar fallecido o con un personaje histórico, solo tienes que pensar en él y un holograma refleja la imagen de esa persona frente a ti, para que puedas hablar con ella.

Si quieres tener sexo, no tienes más que cerrar los ojos y pensar en la palabra “placer” y se desata en tu cerebro una tormenta de imágenes, olores y sabores que te producen un orgasmo sensacional para, en muy poco tiempo, quedar satisfecho.

Si quieres tener sexo directo con una persona real, tienes que solicitarlo al departamento de Contactos. Allí comprueban que las dos partes están de acuerdo y te hacen firmar un documento de conformidad. Como mucho tardan un par de días en contestar.

Además, ya no existe la policía, han sembrado el país de cámaras y ahora todos vigilamos a todos; es mucho más democrático.

De nuestra comarca tengo mucho que contaros, pero voy a intentar resumir. Yecla se unificó mediante referéndum con Caudete, Almansa, Montealegre del Castillo, Fuente Álamo, Jumilla, Ontur, Hellín, Pinoso, Villena, Biar y Benejama. Nació así una nueva provincia que se llama H21; todas las provincias ibéricas se denominan ahora por letras y números. Nuestras fronteras las delimitan ahora Albatana, Cieza, Salinas, Bañeres y Bonete.

Dibujo de Hugh Ferriss
Las ciudades del futuro. Dibujo de Hugh Ferriss (1889-1962)

La capital de nuestra provincia es Raspay, la casi ignorada e incluso despreciada pedanía (menos cuando vais a comer arroz con conejo), se ha convertido en un núcleo de investigación y desarrollo. Es una de las capitales más influyentes de la renaciente Península Ibérica. Además, Las Virtudes, actual pedanía de Villena, es un centro de transporte de mercancías espaciales. Sí, habéis leído bien, espaciales, y tenemos intercambios comerciales con varias galaxias cercanas. Por cierto, el idioma oficial de nuestra provincia es el valenciano. Para que lo vayáis teniendo en cuenta.

El polígono industrial de Las Teresas se ha convertido en una gran escombrera donde algunos nostálgicos van en busca de objetos del pasado; ratas y culebras son sus pobladores habituales.

Se fabrican muebles sin madera en unas grandes factorías situadas en Montealegre y en la Fuente del Pino; los hacen con un material muy ligero que descubrieron en Ontur a partir de unas partículas que extrajeron de un meteorito que cayó en una de sus viñas. Por cierto, el grafeno ya ha quedado en desuso.

Por su parte, los pobladores de la hermana ciudad de Jumilla se siguen dedicando al vino, si bien se unificaron todas las viñas de la zona bajo la denominación de origen H21, con la que hemos superado en precio y calidad a los vinos de Vega Sicilia.

En la zona sureste de la provincia han creado un complejo turístico exuberante a orillas del Vinalopó, que demarca también nuestra frontera, con playas artificiales de arena fina, palmeras y chiringuitos.

Lo que menos me gusta es que ahora los gazpachos se cocinan deconstruidos; son una especie de espuma gris chispeante y se toman con agua destilada del Pocico de la Buitrera.
El arroz con conejo, sin embargo, se ofrece deshidratado, muy rico para mi gusto, con aspecto muy parecido al que conocéis, pero sin conejo; os gustará. Por cierto, ahora lo llaman arroz Doña Leonor, en homenaje a nuestra presidenta.

Lo mejor de todo es que han desaparecido los partidos políticos; ahora gobierna “La Gestora”, que atiende todas las demandas sociales. Nuestra presidenta revisa y firma los acuerdos de la asamblea republicana, que en nuestra provincia dirige, a sus 87 años, Marcos Ortuño.

Tenemos dos religiones: la Católica, que absorbió a conservadores, neoliberales y ‘voxistas’ y adoran por igual a Jesucristo, Donald Trump y Margaret Thatcher; y la Protestante, que absorbió a progresistas, ecologistas y revolucionarios de distinta índole y adoran, además de a Jesucristo, a Lenin y a Greta Thunberg. Todos se respetan, cada uno acude a su iglesia, celebran sus liturgias y hacen sus ofrendas florales cada año en el día que corresponde.

Por cierto, se ha impuesto la dieta vegana y se han prohibido las granjas, la caza y la pesca. La economía es admirable, no existe el dinero ni las clases sociales, o eso aseguran; cada persona o familia tiene una asignación, la que decide La Gestora. Y para colmo, si un día amaneces un poco cansado o triste, te tocas el lóbulo izquierdo y segregas una sustancia muy placentera. 

¡Todo va bien, requetebién!

Tenemos un museo antropológico donde se guardan algunos coches de 2023 como reliquias del pasado y como muestra de la decadencia monárquica. Se exhibe también una colección de herramientas para recordarnos la época del trabajo manual y se decoran las paredes con insignias y carteles de campañas electorales para recordarnos la perversión de las ideologías caducas. Entiendo que os parezca demasiado rápido el avance tecnológico y social, pero es que después del implante, que por cierto, sí tenía a Bill Gates detrás, todo se aceleró. Ahora somos felices y casi inmortales.

En definitiva, que os mando mucho ánimo desde el futuro. Superaremos el COVID-19 y el COVID-20. Después, nos espera la felicidad eterna, que es desde donde os escribo ahora.

¡Todo va bien, requetebién!

Por cierto, antes de terminar quiero hablaros de los insumisos. Nadie los ha visto, pero de ellos se comentan muchas cosas, siempre en voz baja, para que no escuchen ni los religiosos ni los de La Gestora.

Parece ser que viven en unos túneles construidos por la zona de Tobarrillas. Se negaron a ser vacunados y no quieren contribuir a nuestro progreso social; se mantienen al margen de la República y del orden establecido.

Salvador asegura que comen carne, nacen y mueren como antes (un atraso); bailan rock and roll borrachos y drogados y organizan fiestas, escuchan música en directo, se abrazan y se besan, argumentado que su vida así es más emocionante. Para colmo hacen el amor a diario y tienen contactos directos sin permiso de la administración.

¡Que barbaridad!


Lee todos los relatos de Teo Carpena

9 COMENTARIOS

  1. Está claro, este personaje quiere que Yecla deje de existir, no lo digo por este artículo que presenta hoy, sino, por toda la retaila que llevo observando domingo tras domingo, que mal concepto que tiene de nuestra Yecla querida, lo debió de pasar muy mal de joven por estos lares, los yeclanos que no migramos tenemos la mente mucha más fuerte que la de este personaje, no somos tan frágiles de espíritu como el, nos adaptamos al momento y al lugar con todo en nuestra contra, hicimos de tripa corazón, fuimos constantes e ilusionantes en nuestros proyectos y ahora vemos los resultados de todo aquello, valió la pena y podemos asegurar y decir con orgullo, que somos la envidia de todos nuestros pueblos vecinos, vamos a seguir luchando y trabajando para que los preludios de este tal Teo no se hagan realidad..

    • Hay un grupete de tipos en este pueblo que tienen intolerancia a la crítica. Es posible que sea producto de un pensamiento maligno donde la teoría principal es; «CRITICA NI UNA». Formula de seguir gobernando de por vida los de siempre. Ya lo dice Teo, Marcos con 87 años seguirá gobernando, por obra y gracia de que nadie salga con una mínima critica.
      Según Teo todo será buenismo en el 2060. Salvo ser vegano, que el gazpacho, el arroz y conejo que se tomará con agua del pocico de la buitrera si por entonces en esta Comarca y pueblos conquistados queda agua o solo se empleará para producir melones.
      Ya no habrá POLICIA, solo CAMARAS. Se supone que existirá en el 2060 el INEM donde estará lleno de policias, políticos en paro… solo se salvarán unos pocos de la gestora, donde por supuesto estarán los más pelotas con el poder. Y como en este pueblo nos conocemos todos no hace falta poner nombres.
      Tampoco existirán las clase sociales. Estas aparecen cuándo la humanidad es capaz de producir excedentes (sobrante). Entonces es cuándo aparece las clase privilegiadas (cayetanos) para apropiarse de esos excedentes. Apararece la filosofía para tratar de contener a los «insumisos» con unas teorías a favor de las élites. Aquello de que los faraones eran los «escogidos a mandar» por que los dioses así lo habían querido. Haber quién se oponía a los dioses.
      Teo se fuerte. *Tanca la porta, al desánimo. Yecla está cambiando, los chovinistas están en retroceso. Un entretenido artículo futurista que agradecemos mucha gente.
      * Lo poco que conozco en valenciano, a pesar de que mi abuela era de Pinoso, hoy Ciudad integrada en la república Federal… Pobre Lázaro él sin enterarse.

  2. Este periódico podría dar información sobre el estado de antenas 5G en el altiplano? Ya sea lo que ya está puesto si es que lo está y lo que está por poner.
    Gracias de antemano

  3. Genial! Ray Bradbury revisited! Me ha encantado eso de los coches en un museo como muestra de la decadencia monárquica. Carpena, eres un genio, nos alegras los domingos con tus artículos.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor introduce tu comentario
Por favor introduce tu nombre aquí